Clausura de los cursos Programa PRONAPRED

Morelia, Michoacán
27 de enero de 2016

Acompañar este evento es muy significativo, por lo que significa para nuestros municipios tener una alternativa para jóvenes, para ciudadanos en general que se encuentran con algún grado de riesgo; agradecerles a los señores presidentes municipales aquí presentes de Morelia, Uruapan, Tuzantla, de Apatzingán, la señora síndica de Apatzingán, y agradecerle a Juan Carlos Barragán, director general del Icatmi, este esfuerzo para concluir esta capacitación en los cuatro municipios que además están ubicados en el Programa Nacional de Prevención Social del Delito. Señor diputado muchas gracias, a quienes hoy culminan su capacitación, son beneficiarios y beneficiarias del programa, felicitarlas, felicitarlos y saludar a todas y a todos.

Destaco la presencia en este acto de la maestra Ruth Zabaleta, amiga mía querida, bienvenida a Michoacán, a Morelia, fuimos diputados juntos hace unos meses y Ruth ahora es la directora general de Participación Ciudadana para la Prevención del Delito, de la Secretaría de Gobernación, es decir, tiene que ver justamente con el programa, hemos estado en comunicación, hoy fijamos la fecha para reunirnos y no lo asocié que tuvimos este evento pero ahora que llegó le dije “véngase para acá, sirve que nos acompaña a la clausura”, porque tiene que ver justamente con la materia que a Ruth le toca ver, aparte de que ésta es su función ahora como encargada de esta tarea en el Gobierno Federal, Ruth fue jefa delegacional en Iztapalapa y ustedes saben, la Delegación Iztapalapa es la delegación más grande en el Distrito Federal, más poblada y con mayor problema social y con mucha dificultad en la incidencia de delitos.

Ruth me compartía las experiencias del trabajo que se hizo y cómo se logró abatir en un porcentaje muy significativo en esa demarcación en su periodo como delegada, a través de muchas acciones de participación, de inclusión y demás, y nosotros queremos aprovechar experiencias exitosas para fortalecer las tareas que hacen los señores presidentes municipales, sobre todo en estos municipios que son los más grandes del estado, en donde se ha trabajado con acciones múltiples para atender jóvenes en condición de riesgo, y que ha habido resultados buenos.

Particularmente en Morelia hay experiencias muy buenas de esta tarea de prevención del delito, derivó en la conformación, la formación del gran coro de niños y jóvenes que ahora por un acuerdo con el Secretario de Gobernación, queda bajo la tutela del Estado, no de la Federación, del Estado para que nosotros nos hagamos cargo también de nuestras tareas; le propuse incluso que ahí ampliáramos aparte de Morelia, a seis municipios más, cosa que se ha aprobado y yo espero este año comenzar a trabajar con estos municipios en esa área específica de la incorporación, el rescate de jóvenes y sobre todo niñas y niños que se les ofrece una alternativa distinta y con ello alejarlas, alejarlos del riesgo de alguna conducta antisocial o de alguna actividad delincuencial.

Por eso le agradezco a Ruth que nos acompañe, vamos a ver cómo coordinamos las acciones junto con la Secretaria Ejecutiva del Sistema Estatal, con la compañera Ángeles Názares, junto con el Secretario de Seguridad Pública, con el Procurador de Justicia del Estado, para que enfoquemos nuestros esfuerzos más a la prevención y otra tarea que va de la mano con esto, la lucha contra las adicciones, porque dedicamos luego mucho dinero a las tareas correctivas, pero no tanto a la tarea preventiva o al combate de las adicciones que hoy por hoy son uno de los problemas más graves para nuestros jóvenes.

Pero en el marco de esta clausura, me da mucho gusto acompañarlas, acompañarlos en el evento y hacer entrega de las constancias y lo paquetes estos con las herramientas que habrán de servirles después de haber tomado sus 120 horas de capacitación, pues espero que no vayan a dejar mal arreglados los carros, Armando tú que vas a arreglar carros, no vayas a dejarlos sin frenos; los compañeros que van a cortar pelo, si quiera ahí los primeros no importa, los segundos ya los arreglamos mejor pero no pasa nada, el pelo luego crece y se puede corregir con mayor rapidez, y otros oficios; en total capacitados 802 mujeres y hombres en distintas tareas productivas, en distintos oficios, es una muy buena noticia, las felicito, los felicito.

Y además sé que Juan Carlos se va aplicar para que sigamos bajando estos cursos a otros municipios aparte de estos a los que se les está dando, Morelia debe tener simplemente unas 300 colonias en riesgo ¿no presidente? Mínimo, en que hay riesgos, entonces enfocar ahí nuestros esfuerzos para que mamás solteras, jóvenes, en general adultos también, mujeres, hombres, puedan ocuparse en un oficio y qué mejor que se los demos a través del Instituto que ha alcanzado un buen nivel de capacidad y formación, tiene capacidad institucional, tiene expertas, expertos en distintas tareas productivas, vi que hay una lista grande en carpinterías, panaderías, belleza, etcétera, muchas tareas productivas, dice Juan Carlos que hay más o menos unas 300 especialidades, entonces tenemos un abanico bastante amplio y si esto lo vinculamos con el resto de los programas de prevención, nos puede dar muy buen resultado.

Porque fíjense que estamos afinando los detalles y va ser parte de lo que vamos a platicar ahora, la historia en la lucha para erradicar el delito, la violencia, todo lo asociado con la problemática social, acaba teniendo un final ingrato, que es que hay que llevar a la cárcel a los que cometen delitos, y luego resulta que las cárceles, lamentablemente en muchos casos se convierten más bien en escuelas del delito, en escuelas del crimen. Alguno que cayó o fue detenido o ingresó por un delito menor, es altamente frecuente que adentro del reclusorio se empieza a relacionar con otros perfiles, que cometieron otros delitos, otras conductas y lo triste de eso es que cuando logran salir o el que sale, en lugar de haber salido rehabilitado y con una idea distinta, pues más bien salen pero preparados para delinquir o allá adentro se hacen los acuerdos y cuando salen, se convierten en los operadores de los que están adentro por delitos mayores. Entonces es una desgracia que un joven caiga por algún delito por primera vez, o quien sea y lo que suceda después es que sale profesional para seguir en los delitos en lugar de resolverse, en lugar de salirse de esa dinámica.

Entonces estamos trabajando en un proyecto para muy pronto poner en marcha, que es una estrategia para alejar a nuestros jóvenes de ese riesgo y lo que quiero es que varios de los centros penitenciarios, de los penales, se conviertan en escuelas para la vida, no en escuelas del crimen y entonces usar esas instalaciones para educarlos, para ofrecerles alternativas, por un lado de formación en un oficio, el que sea, pero un oficio productivo, sobre todo para los jóvenes y junto con ello iniciar las tareas de rehabilitación por el problema de adicciones, tenemos un problema terrible de adicciones en algunas regiones del país, al tema del estado, por el desarrollo ahora de muchas drogas sintéticas; en el pasado estábamos preocupados porque los jóvenes a temprana edad tenían contacto con algún estupefaciente, en este caso particularmente la marihuana, ahora resulta que es hasta buena, que no es mala, que cura, bueno, pero hemos transitado a una cosa más, muy complicada, que son las drogas sintéticas que destruyen a nuestros jóvenes con una velocidad impresionante y entonces necesitamos rescatarlos de ahí, alejarlos del vicio y curarlos de la adicción, porque esas son drogas altamente adictivas, que después los traen de rehenes o esclavos las bandas de la delincuencia para usarlos en tareas delincuenciales.

Entonces yo espero pronto poder arrancar con este proyecto sobre todo en la región de la Tierra Caliente, donde hemos encontrado una cantidad muy alta de sitios donde se producen, se procesan estas drogas sintéticas que tanto dañan a nuestros jóvenes. Y entonces vemos que cada vez más los detenidos son jóvenes, son jóvenes entre los 18 y los 23 años de edad, o menores de edad, que es lo más grave aún, lo más difícil para nosotros es que muchos de ellos son menores de edad y entonces se convierte en un problema no de carácter policial, ya no es un asunto de policía, es un problema de carácter social y económico.

Entonces vamos a trabajar en ello y ahí Juan Carlos necesitamos que el Icatmi nos ayude a ofrecer un abanico de opciones para ofrecerles a nuestros jóvenes, vamos a empezar buscando incorporar el proyecto jóvenes que tienen algún problema de adicción, es algo que estamos afinando pero que se asocia con lo que hoy está terminando como capacitación de nuestras mujeres, hombres que por alguna circunstancia están en riego, pero que hoy se les ofrece una alternativa.

Muchas felicidades a quienes hoy terminaron sus 120 horas, gracias por acompañarnos compañeras, compañeros del Gabinete, funcionarios estatales, municipales y federales; Jorge gracias por acompañarnos ¿ya protestaste o todavía no? como presidente de la Cámara de la Industria de la Construcción que junto también con las asociaciones ciudadanas vamos a trabajar para tener éxito en este programa y ahí le vamos a pedir a Ruth que nos ayude afinando los mecanismos de la participación ciudadana para la prevención del delito, no hay otra, hay que trabajar más en la prevención ofreciendo alternativas y una de ellas es la capacitación para el trabajo, que alguien aprenda un oficio y dibuje, construya un camino, un horizonte esperanzador en lugar de estar en riesgo o tomando un camino equivocado.

Señor diputado, gracias por acompañarnos Sergio, diputado por el distrito local de Apatzingán, pues a todas, a todos, enhorabuena, muchas gracias, felicidades por la coordinación del curso.