Firma adéndum al Programa para la Recuperación de la Cuenca del Lago de Pátzcuaro

Pátzcuaro, Michoacán

4 de diciembre de 2015

 

Quiero destacar de manera particular la presencia y las palabras de Jesús Reyes Heroles, Jesús muchas gracias de verdad, yo estoy muy entusiasmado, contento, porque estamos relanzando este programa con la firma de este convenio para seguir los trabajos de la recuperación de la Cuenca del Lago de Pátzcuaro. Esta sin duda es una de las cuencas más importantes del Altiplano, de la zona Mesoamericana y para nosotros la región más emblemática y más significativa, el Lago de Pátzcuaro, que representa, es un ícono en la historia y en la cultura de nuestro estado, pero también de nuestro país.

Es sin duda de la mayor relevancia las tareas que se han venido realizando. Ya nos ilustra de manera muy puntual el doctor Arreguín de las cosas que se han realizado hasta ahora y la importancia que tienen para recuperar la Cuenca y con ello, mantener el lago. Lo importante es recuperar la Cuenca, y ahí las tareas tienen que ser muy puntuales para que tengamos resultados favorables, sin duda que los avances han sido significativos para el cumplimiento de las metas en el convenio, pero es evidente también que nos falta mucho por hacer y que necesitamos acelerar el paso.

Esta es una de las actividades más importantes para el desarrollo de la vida, queridas amigas y amigos. De este tema quiero decirle a Jesús que además tengo el gusto de conocerlo desde hace muchos años y hemos coincidido en muchos temas, y este en particular me da mucho gusto, pero decirte como tú lo referías, que tengas tú la certeza, pero que también lo hagas del conocimiento de la Fundación Gonzalo Río Arronte, que es mi determinación asumir el compromiso de que las tareas se lleven a cabo.

En esta tarea no hay que bajar la guardia, les soy honesto, de lo poco que sé, éste es de los temas en que algo le sé, y que me gusta además y con el cual me siento profundamente comprometido, por eso me entusiasma que se concrete hoy la firma del convenio y con ello, pedirles a mis amigos los presidentes municipales de la región que le pongamos todo el empeño y todas las ganas. Es momento de sacar la casta, el ánimo, el entusiasmo, sobre todo de expresar el compromiso con una tarea que nos la van a agradecer las presentes y futuras generaciones.

Para la región, para la zona Lacustre, es fundamental la recuperación del Lago por razones de calidad de vida; para Pátzcuaro y para Michoacán es fundamental recuperar la Cuenca porque con ello recuperamos el Lago y recuperando plenamente el lago recuperamos muchos recursos, muchos de ellos de carácter natural o de consumo inmediato. Si el Lago está bien, vamos a poder tener resultados de la pesca, si el Lago está bien vamos a incrementar el turismo y vamos a poder convertir esta región, ya lo es pero con el Lago más, una de las regiones más hermosas de nuestro país.

Por eso hay que retomar las actividades que están pendientes, y me decía Felipe, destacaba algunas, que tienen que ver con el saneamiento. Ahí yo quiero que junto con los presidentes municipales asumamos el compromiso de cumplir las metas, aquí estamos los que debemos de cumplir las metas, están mis amigas y amigos responsables institucionales de las tareas del medio ambiente del Gobierno Federal, del Gobierno Estatal y del Gobierno Municipal; están los responsables del manejo de los recursos hídricos, la Comisión Nacional del Agua y la Comisión Estatal, y están también las instancias municipales, para que asumamos aquí la responsabilidad pública de que hagamos esas tareas de manera puntual.

A mí por supuesto que me anima, me alegra, que Jesús nos anuncie que el comité del patronato de la Fundación haya autorizado que se vuelvan a disponer los recursos para la continuación de las actividades que se realizan. Como escucharon a Felipe, son muchas, es una variedad, me decía él son cerca de 7 mil acciones, pero de ellas, la más significativa es lo relativo al tratamiento de las aguas.

De tal manera que ahí con esta noticia que nos da Jesús, yo también asumo la responsabilidad y que no solamente la Fundación y el IMTA como el componente técnico –me dice el nombre correcto Felipe-, pero de los trabajos de la zona lacustre, sino que también nosotros y aquí le pido a la compañera Larisa, el compañero Ricardo, el compañero Germán Tena, funcionarios del Gobierno del Estado, que hagamos lo que se tenga que hacer para que nosotros como Gobierno del Estado también le pongamos recursos; hay que ponerle dinero a las acciones, sino pues se quedan siempre cortas las tareas porque nos quedamos solo esperanzados al recurso que nos proporciona la fundación o al recurso que pone la Comisión Nacional del Agua; el Gobierno del Estado también le va poner recurso a estas tareas, esa es la forma de acompañar estas tareas.

El Lago tiene muchos componentes, también tiene el componente relacionado con nuestra cultura, con nuestras tradiciones, con nuestra vida en la zona, la vida de nuestra comunidades indígenas, comunidades campesinas, nuestros pueblos purépechas que necesitamos con estas tareas ofrecerles una mejor perspectiva de vida presenta y futura.

Por ello celebro de manera significativa este hecho. Yo quisiera pedirle también a Jesús que abusando de su generosidad, pudiéramos pensar en ampliar el horizonte del compromiso con la Fundación. Me decían que es más o menos de aquí al 2017 el compromiso,  yo te propongo Jesús y desde luego con la colaboración de todos, que podamos extender este compromiso por lo menos hasta lo que a mí me corresponde que sería el 2021, y que entonces pudiésemos planear actividades de mayor plazo para la Cuenca del Lago de Pátzcuaro, pero también quiero proponerte que podamos platicar para ver si le metemos esfuerzo conjunto al Lago de Zirahuén que es otro de los lagos más emblemáticos y hermosos de México, el Lago de Zirahuén un lago de altura de los pocos que hay en el mundo que hay que cuidarlo; a mí me sorprende cómo se mantiene el Lago de Zirahuén porque alguna vez cuando Catalina era Secretaria de Medio Ambiente, hicimos un recorrido y le decía: me preocupa sobremanera que nuestra ruta del cultivo del aguacate y del cultivo de quién sabe qué, le vaya ganando superficie arbórea, vegetación nativa a las zonas aledañas al Lago de Zirahuén, sería una verdadera desgracia que por descuido ese lago se viera afectado y no tomáramos las medidas a tiempo; lo mismo tenemos con la laguna de Cuitzeo que es otro de los cuerpos de agua que además compartimos con Guanajuato que debemos de tomar medidas para su recuperación y su aprovechamiento pleno.

Es un tema Jesús que a mí me apasiona y creo en él; mi proclividad ambientalista y pro recursos naturales me llama, me jala y yo quiero que sumemos ahí esfuerzos en la medida de lo posible yo voy a buscar con mis amigos del Gobierno Federal armar una estrategia para iniciar el año que entra trabajos en la búsqueda de recuperar estos extraordinarios cuerpos de agua que son unas verdaderas joyas, no sólo para Michoacán sino para el país.

El Lago de Pátzcuaro casi todo mundo quiere conocerlo y lo conoce, pero quien conoce el Lago de Zirahuén se queda maravillado y casi casi les aseguro que regresa, porque es una de las bellezas naturales que hay que conocer pero que hay que conservar.

Esta y otras tareas queridas amigas, amigos, hay que hacer para poder recuperar la ruta del crecimiento y del desarrollo de nuestro estado en donde el cuidado de nuestros recursos naturales juega un papel fundamental.

Celebro pues esta firma, cuenta Jesús, Felipe, queridos amigos me refiero a los funcionarios amigos del Gobierno Federal sobre todo los que nos están acompañando en este esfuerzo, cuenten con que este tema lo hago mío y que voy a encabezar –como lo estoy haciendo en otros temas- personalmente la supervisión de los trabajos.

Hay un dicho ranchero que no falla, aprovechando la presencia de mis amigos acá “al ojo del amo engorda el caballo” y estos temas hay que cuidarlos, hay que estar cerca de ellos, hay que buscar que pasen. Esa ruta de relajamiento y dejar que caigan las cosas y a ver si salen, en Michoacán se acabó, vamos a ponerle todo el empeño, todo el compromiso, toda la entrega porque las cosas tienen que cambiar y tienen que cambiar para bien.

Como tú lo dijiste, voy yo a encabezar el esfuerzo de este proyecto, personalmente le voy a dar seguimiento u por cierto te dejo también ahí la solicitud, si es posible, que la Fundación nos acompañe en algunas acciones en materia de salud.  Hemos logrado un avance muy significativo que en el pasado Consejo Nacional de Salud nos otorgaron seis reconocimientos por la tarea que estamos realizando en la materia y seguramente vamos a seguir entregando resultados en materia de salud y que la Fundación nos puede acompañar en algunos esfuerzos.

Enhorabuena por la firma del convenio, me da pena dejarlos sobre todo porque ustedes van a comer y yo no, pero tengo, es un viernes muy complicado, me están esperando todavía en la Zona Militar para iniciar un evento y así empieza el tercer turno, pero se quedan en su casa, tienen un extraordinario anfitrión, el señor presidente municipal de Pátzcuaro y los presidentes de aquí de la zona Lacustre que estarán acompañándolos. Les dejo un abrazo cariñoso y muchas gracias por escucharme.