Conmemoración del Día del Ejército Mexicano

Apatzingán, Michoacán

19 de febrero de 2017

Señor general Cruz Isaac Muñoz Navarro, muchas gracias por la amable invitación para acompañarlos en este importante día; en el aniversario y el Día del Ejército. Hoy 19 de febrero, conmemoramos el Día del Ejército, muchas felicidades mi general, muchas felicidades a todas y a todos los integrantes de esta noble institución, nuestras Fuerzas Armadas, nuestro glorioso Ejército Mexicano.

Saludo también la presencia del vicealmirante Ortiz, comandante de la 10 zona Naval con sede en lázaro Cárdenas; saludo también al general Olivera, jefe del Estado Mayor de la 43 Zona Militar, así como al coronel de infantería Paul Alberto Riviello López, comandante del 30 batallón de infantería.

Saludo también la presencia aquí del obispo Cristóbal Ascencio, gusto en saludarlo; así como a los señores presidentes municipales, César Chávez de Apatzingán y Lorenzo Barajas de Buenavista Tomatlán; a las señoras y señores integrantes del presídium; a mis compañeros secretario de Seguridad Pública, Juna Bernardo Corona Martínez y al subsecretario Arrieta.

Quiero destacar la presencia de las mujeres, de la coronela jefa de enfermeras de la 43 zona militar, un aplaudo a la señora coronela y a todos los mandos, a los jefes, oficiales y a los elementos de tropa, muchas gracias por su presencia y por invitarnos sobre todo.

La presencia aquí de los señores diputados, gracias diputado por su presencia, Raymundo Arreola, así como presentantes de la sociedad civil y de instituciones del gobierno federal, estatal y municipal; muchas gracias a todas y a todos por escucharme.

Me siento muy honrado de celebrar junto con ustedes el día del Ejército Mexicano, en Apatzingán, junto a valientes mujeres y hombres que día con día nos dan muestra de que la lealtad, la honradez, la disciplina y la constancia, son la base para garantizar una sociedad más justa, responsable, comprometida con los ideales máximos de nuestra Nación.

Este día conmemoramos el 104 aniversario de la fundación de nuestro Ejército Mexicano. Los mexicanos y los michoacanos hacemos en este día un merecido reconocimiento a los integrantes de nuestras Fuerzas Armadas por sus servicios, por su valor, su entrega y su capacidad.

El Ejército Mexicano, es el elemento fundamental para la estabilidad y el desarrollo democrático de nuestro País, y la defensa de nuestra soberanía, misión fundamental en las tareas de nuestro Ejército, la defensa de la Patria.

El 19 de febrero de 1913, Venustiano Carranza publicó el decreto de creación de esta loable y valerosa institución militar: el Ejército Constitucionalista; fue la respuesta patriótica ante la ruptura del orden democrático, plasmada en los cobardes asesinatos del Presidente Madero y del vicepresidente Pino Suárez. A partir de estos trágicos sucesos, Carranza convocó a movimientos populares para restaurar el régimen constitucional, así nación nuestro Ejército Mexicano, enarbolando las banderas de la legalidad, de la libertad y de la democracia, que desde entonces, han sido sello permanente de esta noble institución.

Desde su surgimiento, esta institución dedicada a servir a nuestra Patria, comprometida con las principales causas y con los más altos anhelos de nuestra sociedad, es y seguirá siendo uno de los pilares que sostiene la República y una de las más admiradas y queridas instituciones de nuestra sociedad.

Me atrevo a decir que el Ejército Militar, es de las más respetables instituciones públicas con las que contamos los mexicanos.

Todos hemos sido testigos o favorecidos de la ejemplar labor humanitaria que realizan nuestros soldados en contingencias ambientales, desastres naturales, incendios, inundaciones, terremotos, pero también en las tareas de resguardar el orden y la paz social.

Es por esta razón que en Michoacán reconocemos el papel tan trascendente que desempeñan nuestras Fuerzas Armadas.

Señor general, a nombre del Gobierno del Estado, y estoy seguro del pueblo de Michoacán, expresamos a nuestras Fuerzas Armadas, de manera particular a nuestro Ejército en este 104 aniversario, nuestro más sincero reconocimiento y agradecimiento por todos los apoyos brindados a nuestro estado y pedirle que sea usted el conducto para agradecer de la misma forma este apoyo permanente a Michoacán al general Patiño, comandante de la XII Región Militar; de manera especial al señor general Salvador Cienfuegos Zepeda, secretario de la Defensa Nacional.

Porque en nuestro Ejército descansa una buena parte de nuestra estabilidad y una buena parte de lo que somos como estado, como sociedad michoacana, pues hemos constatado los inestimables esfuerzos que han hecho en acciones de vigilancia, rescate y auxilio a la población, así como también en la tarea superior de mantener la paz y el orden público.

Por ello, en el marco de este 104 aniversario y aquí en Apatzingán, la sede de la 43 Zona Militar, exigimos respeto a esta institución mexicana, símbolo de nuestra soberanía y nuestra libertad, sobre todo a quienes sin tener una propuesta de cómo combatir la delincuencia y sus orígenes, difaman y mienten por estrategia política, sobre el actuar de nuestras fuerzas armadas.

Con legalidad y con respeto irrestricto a los derechos humanos, el Ejército ha sabido enfrentar las diferentes manifestaciones de la delincuencia, contribuyendo en forma determinante al objetivo superior de devolver las condiciones de normalidad, tranquilidad y paz que requerimos todas y todos los michoacanos.

A todos les digo, sin recato, sin mezquindad, si no hubiera sido por la intervención oportuna de nuestras Fuerzas Armadas, del Ejército Mexicano, Michoacán no hubiera regresado a la normalidad de la crisis institucional en que se encontraba hace a penas algunos años.

Por ello estaremos siempre agradecidos con las Fuerzas Armadas, con nuestro Ejército Mexicano, por esa entrega, por ese valor, por ese compromiso con Michoacán, pero también de su compromiso con México. México tiene un ejército de paz, México tiene un ejército popular, México tiene unas Fuerzas Armadas que todos los días velan por la integridad de los mexicanos, por la soberanía nacional y por conservar y guardar el orden público, la paz y la armonía.

Por eso, en el marco de este aniversario, no me resta más que reiterar ese reconocimiento; decirle mi general Muñoz Navarro que juntos vamos a seguir trabajando y vamos a seguir transitando en Michoacán hacia un Estado de Derecho donde se respete y se haga respetar la ley; donde se fortalezca la vida institucional que nos permita seguir construyendo las mejores condiciones para el desarrollo de Michoacán.

Michoacán es un estado extraordinario, es la cuna y origen de la Independencia, aquí se formaron los Poderes, aquí nacieron los Poderes de la República, aquí se crearon las principales leyes, aquí florecieron las mentes brillantes que crearon las Leyes de Reforma, el Estado laico, la mente brillante de don Melchor Ocampo, que trayendo al presente su frase más reconocida: “Es hablándonos y no matándonos como habremos de entendernos”, en Michoacán será hablándonos como habremos de entendernos y construir la base institucional y las condiciones que nos permitan generar mejores condiciones de vida para todas y para todos los michoacanos.

Gracias señor general a usted y a todos los integrantes de esta noble institución; de manera específica a quienes forman parte de esta 43 Zona Militar, con sede en esta hermosa Tierra Caliente de Apatzingán, Michoacán.

Muchas gracias y felicidades.